S&P 500 ¿Seguirá subiendo?

Por Sergio Tricio


La temporada de resultados pasó volando, donde conocimos la evolución de las principales empresas norteamericanas. Como se ha hecho costumbre, destacan las grandes tecnológicas que mostraron enormes crecimientos en sus ingresos del primer trimestre.


En este contexto, finaliza el mes de abril con el S&P 500 en máximos históricos en torno a los 4.200 puntos, con el fantasma al acecho de la conocida estadística “Sell in may and go away”.


En la presente columna, nos preguntamos si el principal índice de la bolsa de EE.UU. ¿seguirá rompiendo máximos o llegó el momento de enfrentar la esperada corrección? A continuación, presentamos algunas pistas.


Si quieres saber más, entra a capitaria.com, déjanos tus datos y te contactaremos para responder tus preguntas.



Liquidez infinita (mientras dure)


Hace pocos días tuvimos una nueva decisión de tasas por parte de la Reserva Federal de EE.UU. además de la conferencia de prensa posterior de su presidente, Jerome Powell. No se esperaban novedades y ciertamente no hubo sorpresas, al mantenerse una visión optimista sobre la economía y una tranquilidad inusitada respecto a las presiones inflacionarias que, según Powell, serían de corto plazo solamente.


En cierta medida, el mercado se ha “comprado” las declaraciones de la Fed, aunque está por verse hasta cuando durará esta “luna de miel”.

Las tasas de interés a 10 años de EE.UU. se han logrado calmar en las últimas semanas hasta el 1,57% desde el máximo en torno a 1,78%. El desempeño futuro de las tasas, dependerá en gran medida de la evolución de las cifras de inflación que iremos conociendo mes a mes, aunque el mercado sigue esperando el inicio del alza de tasas para el próximo año con un 80% de probabilidad, mucho antes de lo que ha reiterado Powell en sus declaraciones para el año 2023.


La evolución de la inflación y las tasas de interés son muy importantes, ya que mientras se mantenga una política monetaria ultra expansiva, sumado a un contexto de estímulos fiscales, debería seguir el impulso del S&P 500, que ha tenido una correlación perfecta con la liquidez global.



Fuente: Bloomberg


Como se puede observar en el gráfico adjunto, en el último año, desde los peores momentos para la bolsa, en el inicio del cierre de la economía global producto de la pandemia, la recuperación de las acciones ha sido acompañando de una manera perfecta por el incremento de la liquidez global que ha sido entregada a la economía.



¿Qué pasó con las empresas tecnológicas?


En la entrega de resultados del primer trimestre, ya conocimos el desempeño de las principales tecnológicas, que, a su vez, cinco de ellas son las empresas más grandes del S&P 500.


Generalmente, la principal tecnológica que da inicio a la temporada de resultados es Netflix, en donde la mirada siempre está puesta en la evolución de los suscriptores. En esta oportunidad, tuvimos una sorpresa negativa tras anunciar un incremento de 3,98 millones de suscriptores nuevos en el primer trimestre, frente a los 6,29 millones estimados por los analistas.


Luego vino el turno de Google, con un alza de los ingresos del 34,4%, destacando el crecimiento de los ingresos por publicidad y Google Cloud. También sorprendieron al alza los ingresos de Facebook, con un crecimiento del 47,5% superiores a los del mismo periodo del año anterior.


En el caso de Apple, una empresa que venía algo estancada en el crecimiento de los ingresos, las ventas aumentaron de una manera impresionante, al registrar un récord de US$89.600 millones en el trimestre. Un 53,6% más que en el mismo periodo del año anterior.


La pandemia fue particularmente favorable para Apple, teniendo en consideración los confinamientos, en que las personas se abastecieron de dispositivos electrónicos, aumentaron las inscripciones en aplicaciones y contrataron servicios de pago para el fitness y la música.


Adicionalmente, las ventas se dispararon aún más cuando Apple lanzó los modelos del iPhone con 5G el pasado otoño, el que ha sido siempre el producto estrella, con un incremento en las ventas del 66% anualizado. Todo esto, propiciado además por los cheques de estímulo y el éxito del proceso de vacunación, están ayudando a impulsar la demanda de los consumidores de aparatos tecnológicos en todos los ámbitos.


Finalmente, Amazon no nos deja de sorprender, cuando las ventas netas aumentaron a US$108.520 millones frente a los US$104.470 millones estimados por los analistas. Los ingresos de Amazon aumentaron un 43,8% durante el último año, siendo el 78º trimestre consecutivo de crecimiento interanual de los ingresos que supera los dos dígitos. Además, se ha convertido en la tasa de crecimiento más alta desde el año 2011.


Es evidente que las empresas tecnológicas siguen creciendo a toda máquina en sus ventas y se espera que el presente año siga siendo muy favorable, ante la recuperación económica, el exceso de ahorro acumulado por los consumidores, además del exceso de liquidez en los mercados.


Cuando observamos el gráfico compuesto de las acciones FANG+, que considera a las cinco empresas mencionadas anteriormente, además de Microsoft y Nvidia, vemos que, tras la entrega de resultados, había registrado un nuevo máximo histórico, para luego volver a presenciar una corrección.



Fuente: Bloomberg


Es evidente que el fuerte crecimiento registrado en el último año, es difícil de igualar, sin embargo, desde un punto de vista técnico, la evolución positiva sigue absolutamente vigente y no se observan señales de preocupación, más allá de la corrección puntual que presenta en estos momentos el conjunto de tecnológicas.



Estadísticas favorables


Para la bolsa de EE.UU., existen estadísticas de todo tipo, de hecho, la llegada del mes de mayo causa cierta preocupación por la denominada estadística “Sell in may and go away”. Esta frase, ampliamente conocida en el mundo inversor, da cuenta de la debilidad de los meses de mayo a octubre, versus los favorables meses de octubre a abril.


Otra estadística que revisaremos a continuación, estaría siendo muy favorable en el inicio de año, teniendo en consideración, que el S&P 500 cerró al mes de abril con un avance de casi el 12% en lo que va del 2021.


De este modo, el presente año es la decimoséptima vez desde 1950 que el S&P 500 finalizó los primeros cuatro meses del año con una ganancia superior al 10%. El mejor período de enero a abril ocurrió en 1975, con un aumento del 27,3% (el S&P 500 se encontraba en las primeras etapas de un nuevo mercado alcista tras el final bajista del 3 de octubre de 1974 en el que el S&P 500 se redujo un 48,2%). El siguiente mejor año fue 1987 (la mayoría recordará lo que sucedió en octubre de ese año) y el año más reciente fue 2019 (un año sólido de principio a fin).



Fuente: www.stocktradersalmanac.com


En el gráfico anterior, se presentan los 17 años anteriores en los que el S&P 500 subió más del 10% desde enero hasta finales de abril (línea verde). Junto a la comparación está "Todos los años" (línea roja), luego "Años posteriores a las elecciones" (línea negra) y lo que ha ocurrido en lo que va del año (línea morada).


En los 17 años anteriores en que el S&P 500 subió más del 10% desde enero hasta finales de abril, las ganancias tendieron a desvanecerse a principios de mayo antes de ganar algo de terreno adicional desde mediados de junio hasta mediados de julio, para luego volver a estancarse hasta finales de septiembre con una mayor debilidad que se prolongó hasta finales de octubre. En promedio, a fines de octubre, se recuperaron las ganancias de los tres meses anteriores y, desde principios de mayo, el S&P 500 ganó alrededor de un 2.5% en promedio.


No tiene que vender sus acciones en mayo, pero teniendo en cuenta las ganancias históricamente modestas desde principios de mayo hasta finales de octubre, puede que no valga la pena quedarse por estos meses que suelen ser más débiles.



Conclusiones


Se da inicio a unos meses que son históricamente más “flojos” para la bolsa de EE.UU. Podría ser la excusa perfecta para una moderada corrección, que, de todas formas, debería ser bastante acotada en magnitud y tiempo. Esto podría ser precisamente una oportunidad, teniendo en cuenta que los aspectos positivos para la bolsa de EE.UU. siguen plenamente vigentes.


Consideramos que la liquidez global, la solidez de las principales acciones tecnológicas del S&P 500 y la estadística favorable, deberían mantener el buen desempeño de la bolsa norteamericana. Como siempre, la calve estará en elegir bien y aprovechar algunas correcciones que han sido significativas en el último tiempo.


De todas maneras, cuando se trata de trading e inversiones apalancadas, el control de riesgos es imprescindible y el uso adecuado del stop loss, es demasiado importante.



¿Quieres aprovechar esta tendencia en el mercado?

En Capitaria puedes hacerlo en 3 simples pasos:

  • Crea tu cuenta sin costo

  • Deposita los fondos a invertir

  • Opera con el CFD del S&P 500 o cualquiera de sus principales acciones 📈

Si quieres saber más, entra a capitaria.com, déjanos tus datos y te contactaremos para ayudarte a empezar.


¿Vas a seguir siendo un espectador? 🤔



Group 10.png

Newsletter

semanal

gratuito

Informativo, ingenioso y con todo lo que necesitas para comenzar tu semana

logo Capitaria black.png

Estamos en la misión de empoderar a las personas para que tomen el control de sus inversiones entregándoles educación constante, información oportuna y una plataforma para que en un click puedan acceder a los mercados del mundo

Guías

Something Isn’t Working…

Refresh the page to try again.Error: 0c32866522384d608c4971f7a473abc1